Diarioespaña

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Joana Monteiro, la campeona de 'Mountain Bike' que ha posado para Interviú

La portuguesa de 22 años ha fichado por el equipo español Primaflor-Mondraker-Rotor Racing Team
Joana Monteiro, campeona de Mountain Bike. | Interviú

Joana Monterio es una joven de 22 años que acaba de fichar por el equipo español de 'Mountain Bik'e, Primaflor-Mondraker-Rotor Racing Team.  Ahora la portuguesa se convertirá en compañera del medallista olímpico Carlos Coloma y como ella misma ha asegurado en una entrevista para ‘Interviú’ va a seguir los pasos de Coloma: «Mi objetivo son las Olimpiadas de Tokio 2020». Joana es siete veces campeona de Portugal de ciclismo de montaña y es una de las grandes esperanzas de este deporte. «Siempre me gustaron los deportes, de pequeña era muy activa. Participaba en competiciones de atletismo y jugaba al fútbol en el equipo del colegio. A través de unos primos míos que competían descubrí el ciclismo de montaña. Me invitaron a probar, y me encantó… ¡Ya llevo doce años!» explica. 

Joana se muestra muy contenta por su fichaje por el equipo español y asegura: «Me apasiona tanto la bicicleta que incluso dejé la universidad para dedicarme en exclusiva al ciclismo. A partir de ahí puse todo mi empeño en crecer profesionalmente, y conseguí fichar por el Primaflor-Mondraker-Rotor Racing Team. Ha sido un trabajo bien recompensado». Sobre su futuro a partir de ahora, Monteiro confiesa que es muy ambiciosa y explica: «Soy muy joven y espero tener un largo recorrido por delante. En los próximos años me gustaría dar un paso en la élite y entrar en el top ten mundial. A partir de ahí… aspiro a todo, Copa del Mundo, campeonato europeo…».

 

En la entrevista realizada para la citada revista, la ciclista también habla del dopaje que ha envuelto este deporte en los últimos años: «Una persona que se dopa no respeta el deporte. El dopaje es una cuestión de sentimiento, de respeto. Yo respeto este deporte y la gran mayoría de los ciclistas también lo hace, es nuestra pasión. Si haces ese tipo de cosas, es porque no te gusta el deporte. Con el dopaje mecánico pasa lo mismo, al final es no respetar el espíritu de la sana competición».